Archivos para las entradas con etiqueta: sentidos

Camino Desnudo

Surgen los motivos para pensarte de nuevo,
en remolinos, repito la comida
del almuerzo y no respiro,
me lleva la ola.
Estoy afuera de tu casa
contando pedazos de tiempo,
escurriéndome el agua de entre los dedos.
Busca la cámara, guarda el momento,
te están esperando los ecos.
Surgen los motivos para orillarme del tiempo,
comer una hamburguesa y guardar un video.
Es disparejo el avance de los sentidos:
mientras te veo y le pago,
se van llevando los sentimientos.

Me revuelca la ola.
Despierto de un sueño largo.
Quiero escribir muchas cosas, pero de ninguna me acuerdo
porque aún no las he pensado,
ni te pienso a ti tampoco, aunque es bueno escribir enamorado,
pero ¿a quién va a querer uno con tanta agua en los latidos?
Nada. De ausencia, no “nada” de nadar.
Dormir es reír tu risa, quiero que lo sepas.
Mientras, sigo conversando a contracorriente,
me llaman para que nos vayamos.
Quiero escribir muchas más cosas, pero estoy aquí sentado,
tachando 6 líneas, evitando cerrar los ojos,
saliendo del mar, agarrando aire,
me quedo en blanco y la respiración se va a un foso.
Huelo tu perfume.

Anuncios

Verdura Positiva

Placer en su completitud.
Los sentidos alerta, la piel sedosa tuya se acaricia sutilmente.
Muy difícil no gozar de esa paz que ella me brinda,
puedo perderlo todo en un momento, tanto es todo,
más allá de lo excelente.

Abstraerse de lo inocuo para adentrarse en lo sublime.
Somos uno.
De tantos lugares te hice presa, fuiste filtro
fuiste sustancia, luz, ideas, fuiste dogma para mis ganas
y lo seguirás siendo.

Soy un peregrino tuyo.

Y es que nos comunicamos, aunque sea yo quien te busque,
sé que me llamas, te interesa mostrarme lo que otro no ha entendido
me llena explorar las hojas de tu contenido
Surcando tus valles, no puedo hacer más que lo que el alma me dicta
en ti nazco de nuevo, aún soy parte del buque
Es la luz que me contenta.
páginas de un mismo ciclo
libro natural sin letras.

Ancianato
Ancianato
Desde esa ventana sin vidrio, de vez en cuando se asoma alguien a ver hacia afuera
Incapaces de salir, deseosos de caminar, ver, sentir
Oler, tocar y todas esas cosas
sencillas y corrientes que hacemos normalmente, sin darnos cuenta.

El Universo nos mira a través de los ojos de los animales
nos escucha a través de las plantas,
nos toca con el aire
y nos digiere cuando morimos.

Voltaje

Nunca está de más leer.
Nunca está de más escuchar.

Coordina los sentidos con la mente.
Coordina la mente con el subconsciente
Y que empiece la fiesta en el voltaje necesario.

A %d blogueros les gusta esto: